Nuevos Indicadores de Estrés Laboral en México

 In Consejos, Crecimiento, estrategias, Exámenes psicométricos, liderazgo

Según la OMS; México es el país con mayor estrés laboral y un estudio de la Organización Internacional del Trabajo revela que 41% de las personas que trabaja en casa se sienten estresadas. Después de 19 meses que lleva la pandemia de covid-19 en México; al menos 6 de cada 10 trabajadores han mostrado Indicadores de Estrés Laboral en México como consecuencia de las largas jornadas, exceso de trabajo, mala comunicación, falta de control sobre las tareas diarias o liderazgos inadecuados.

De acuerdo con el estudio Estrés laboral en México el cual realizo la de la Asociación de Internet MX (AIMX), el 63% de la fuerza laboral en el país ha sufrido estrés laboral durante la pandemia, de estos, el 23% ha estado expuesto a este padecimiento a lo largo de los meses de la emergencia sanitaria por la covid-19 y un 47% lo ha experimentado de manera ocasional.

Recordemos que es el estrés laboral o el burnout

El estrés laboral se presenta cuando los trabajadores están expuestos a riesgos psicosociales, es decir; un mal ambiente de trabajo, exceso de carga de trabajo, falta de control de trabajo, jornadas excesivas, rotación de turnos sin periodos de descanso, interferencia en el equilibrio trabajo-familia, un liderazgo negativo y una nula prevención de la violencia labora; lo que puede provocar la saturación física y/o mental del trabajador, generando diversas consecuencias que no solo afectan la salud, sino también su entorno más próximo, ya que genera un desequilibrio entre lo laboral y lo personal.

La prevención de riesgos para la salud mental de los trabajadores no debe limitarse solo al cumplimiento de normas. Hay que analizar los factores que pueden afectar a los trabajadores y tomar acciones para corregirlos para que este tipo de normas puedan llegar a tener un impacto importante en nuestra cultura organizacional.

Muchos trabajadores expresan que el estrés laboral es consecuencia de la falta de control en el puesto, reflejado en aspectos como el ritmo o la manera de hacer las cosas, el exceso de trabajo, liderazgo inadecuado, jornadas de trabajo muy largas, falta de eficiencia de los equipos, horarios inflexibles, mala organización o comunicación y poco equilibrio entre trabajo y vida personal.

El incremento de tiempo y sus afectaciones

Hablemos Sobre el incremento de horas en la jornada laboral, el 55% afirma que esto se debe a que su jefe lo busca para hacerle solicitudes, un 39% lo atribuye a un aumento en la carga de trabajo en casa y otro 32% señaló que no termina sus tareas y continúa fuera de horario.

Algunos de las as afectaciones físicas de que este presente el estrés laboral se pueden observar a través de dolores de cabeza, cansancio constante y prolongado, malestar estomacal, dolores musculares y hasta problemas en la piel. Por otra parte, el impacto psicológico se refleja en angustia, irritabilidad, ansiedad, falta de motivación, insomnio, falta de concentración y depresión.

¿Sabías que? El 65% de las mujeres ha padecido estrés laboral contra un 61% de los hombres. Los niveles también son más elevados entre los grupos con mayor formación y entre los jóvenes-adultos. En promedio, el 20% de los trabajadores lo ha experimentado en estas dimensiones, pero esta proporción se eleva a 26% entre las trabajadoras y se reduce seis puntos porcentuales entre los hombres.

Pero a pesar del crudo panorama para la salud mental, el 50% de las empresas no realiza ninguna acción para reducir el estrés laboral en su capital humano. Son los propios empleados los que buscan la manera de disminuir la afectación a través de pausas, actividades físicas o recreativas.

El temor al desempleo

Otro dato que es impactante es que el 67% de la fuerza laboral de México le teme más a perder su empleo que a contagiarse de coronavirus (49%).

A raíz de la pandemia, el estrés laboral se ha incrementado en la mitad de los profesionistas. De acuerdo a estudios el 50% de los trabajadores afirma que parte de su estrés está ligado al temor a perder el empleo, otro 42% señala que se debe al miedo a contagiarse al acudir a la oficina y un 34% dice que es por la necesidad de obtener ingresos.

Es importante Saber que si el temor a quedarse sin trabajo es mayor al de contagiarse es un entorno que favorece las malas prácticas que pueden afectar la salud mental de las personas. Como; malos tratos, sobrecargas de trabajo y jornadas extensas. Esto es probablemente que tengan líderes inadecuados. Y sabemos que en estos momentos no es fácil encontrar trabajo

Recent Posts
Empleados Descontentos ¿Cómo Darme Cuenta?KPI en Recursos Humanos