Causas de la desmotivación en el trabajo

 In Consejos

Es muy cansado enfrentarse a una larga jornada de trabajo, sitiándose desmotivado, y al hacerlo es estar luchando contra su mente y a veces cuerpo por el estrés que puede generar incluso cambios en nuestro estado de ánimo, o indicios de ansiedad y/o depresión. Y es que, cuando lo que haces, no te produce un mínimo de satisfacción, cada día parece eterno.

La OCCMundial, Muestra los resultados de encuestas aplicadas y estas muestra; que  las empresas son las causantes de que el 87% de los empleados mexicanos se sienta desmotivados y en consecuencia estancados laboralmente. Debido a las malas prácticas (30%) y a la falta de planes para ofrecer crecimiento y desarrollo laboral (33%). Del total, el 20% reveló que es por desmotivación personal, 15% por tener un mal jefe, mientras que 2% reconoció que se debe a su bajo desempeño.

El impacto que puede tener un proceso de desmotivación laboral; no solo se afecta al empleado también tiene un impacto en la empresa. Ya que una persona que no se sienta comodo en su puesto de trabajo; muy probablemente va a tener un rendimiento muy por debajo del que podría experimentar si se sintiera motivado. Por ello es importante que la organización haga frente a esta problemática a la que la organización ya que puede tener perdidas significativas.

Causas de la desmotivación laboral

Conociendo el impacto que puede tener este factor; mencionare algunas causas que generan las desmotivación laboral, existen mucho mas pero en mi opinión estas son con las que se podría iniciar un cambio para empezar a trabajar en este aspecto:

Logros que pasan desapercibidos 

Alcanzar un objetivo no siempre es suficiente motivación; en algunas ocasiones es recomendable que sea acompañado de una felicitación o compensación añadida. Casi 1 de cada 5 empleados sienten que sus buenos resultados no son valorados. Es importante que las empresas aprecien el trabajo de su plantilla y una de las maneras de actuar podrían múltiples condiciones laborales: mayor comunicación, poder de decisión, flexibilidad en el horario, remuneración, facilidades de transporte y/o comida, etc.

Ausencia de oferta de crecimiento

El estancamiento laboral, el creer que se ha tocado techo o que no se puede evolucionar más en el puesto de trabajo, que ni siquiera es de cierta responsabilidad, es otra de las causas de la desmotivación laboral. Como lo muestra la pirámide de Maslow en su cúspide de las necesidades se encuentra la autorrealización. Por lo tanto, si creemos que podemos llegar más lejos, hacer tareas más complejas o más satisfactorias, pero no se nos brinda la oportunidad para ello, es razonable pensar que la motivación descenderá.

Si, como empresa, queremos tener empleados con un nivel de motivación alto, una buena estrategia es diseñar unos planes de crecimiento y retos; cuyos criterios sean claros y definidos. Con este método, un trabajador que cuente con la ambición necesaria para querer crecer laboralmente y alcanzar puestos más altos en la compañía; sabrá exactamente cuál es el camino que debe seguir y las acciones que debe realizar para lograr avanzar y por lo tanto su motivación aumentara.

 limitaciones comunicativas

Uno de cada diez empleados ve limitadas sus posibilidades de crecer, mientras que un 5% se siente incapacitado para aportar nuevas ideas. Muchas soluciones pasan por mejorar y facilitar la comunicación interna. Las empresas del futuro avanzan hacia jerarquías más horizontales donde todas las opiniones cuentan para sumar. Hay que evolucionar los canales comunicativos verticales, porque frustran y limitan las expectativas de los trabajadores. Además, los líderes tienen que tener empatía y transmitir motivación entre sus compañeros. Deben ser los primeros en asumir los fracasos y compartir los éxitos.

Monotonía

Puede ser que una persona reciba un salario muy bueno, y se sienta valorado por sus responsables, que no tenga conflictos morales por las tareas realizadas. Pero puede que su trabajo sea especialmente tedioso y monótono, ya sea por lo repetitivo de las acciones que ha de realizar, por periodos de muy baja carga de trabajo que le obliguen a permanecer mucho tiempo sin hacer nada en concreto, u otras situaciones parecidas.

Esta monotonía se sumaría a la lista de las causas de la desmotivación laboral. Y es que la falta de variedad en las tareas, un entorno laboral sumando la falta de cambios o contar con largos ratos en los que, literalmente, no hay trabajo alguno que realizar, suponen un aburrimiento en el trabajador que se traducen, por supuesto, en una percepción más negativa de su puesto de trabajo, y por lo tanto, de la motivación hacia el mismo.

Recent Posts